en Roca

Trastornos estrambóticos

A día de hoy, y con visible ánimo de no detenerse aquí, el mundo de la escalada aglutina un  número elevado de trastornos relacionados con ella: estrambóticos, esquizofrénicos, psicóticos, paranoicos, ansiosos, depresivos y de personalidad. Con el fin de ampliar nuestro conocimiento y prevenir nuestra salud -dado que la exposición a la roca puede hacernos sufrir alguno de estos desequilibrios- hoy vamos a estudiar el primero de ellos. Los trastornos estrambóticos.

Se trata de un trastorno invasivo, que perjudica sobremanera el normal funcionamiento del individuo, paraliza su forma de actuar y no le permite comportarse de manera acorde a la realidad. Dentro de este trastornos encontramos diversos tipos:

– Narcisistas verticales: se trata de personas que siempre han sido de playa pero que en algún momento se tropezaron con la montaña. Cultivan con ahínco su cuerpo en el gimnasio  para después exhibir cuerpo entre vía y vía. Es por ello que prefieren los sectores donde más público se aglutina.  No pierden la oportunidad de quitarse la camiseta sin importar si hace calor o frío. A menudo se quejan del estado de la vía para tapar la incapacidad de su propia musculatura.

– Los Julio Iglesias de la escalada: utilizan la escalada como deporte para ligar. Prefieren sectores poco transitados y de dificultad baja para llevar a sus presas. Suelen mostrarse como pavos reales frente a ellas. Al escalar evitan los lances dinámicos, sólo practican los estáticos, y prefieren destrepar al terminar la vía. Este tipo de personas practican una mezcla de escalada integral, debido a que la valía del asegurad@r es muy dudosa y su conocimiento sobre escalada escaso. Uno de las causas de este trastorno, además del alto índice de accidentes, es la bajada de grado al escalar al día siguiente, debido al exceso de fuerza ejecutado en cada agarre.

– Adictos a la tecnología: en sus dos vertientes, como escalador y como asegurador, tendrán siempre el móvil cerca de ellos. Suelen detener el trascurso de un día de escalada para colgarse del teléfono.  Al escalar pueden pedirte que los tenses y soportes su peso en tus riñones para contestar una llamada o enviar un wassap. Como aseguradores, jamás detendrán la actividad, pero prestarán más atención al móvil que a la cuerda. En algunas ocasiones ellos te dejarán su móvil para que fotografíes sus poses en la vía.

Si sienten alguno de los síntomas descritos anteriormente, no duden en click visitar a su médico de cabecera.

Salud y buenas escaladas.

  1. Hola Carlos:
    Llevo bastante tiempo siguiendo tus aportaciones al mundo de la escalada, que siempre son pocas, claro. Has iniciado un estudio de una especie difícil de catalogar, a mi ver lo tienes complicado, llevo escalando desde el 92 aprox. y he visto de todo un poco, seguramente no tanto como tu.
    Gracias por tus reflexiones a pie de pared, he coincidido varias veces contigo en la pared y me da que tienes un sexto sentido para descifrar el hacer de las nuevas tendencias trepadoras.
    Un saludo………………………..SALUD Y ROCA.
    Roger.
    Sobregan.com

  2. cada cual que haga lo que quiera mientras no moleste a los demás…o acaso ahora nos vamos a poner en “marujas”…

Los comentarios están cerrados.